HA LONG BAY: Descubre una de las siete maravillas del mundo

Ha Long bay o también conocido popularmente como el hogar de los dragones, es uno de los principales atractivos turísticos de todo Vietnam.

En este post podrás descubrir la bahía de Ha Long, una de las siete maravillas naturales del mundo declarada por la UNESCO en 1.994 y todo lo que fue mi viaje a este lugar que es simplemente inolvidable y sin duda uno de los lugares más lindos que he podido visitar, acompáñame.

Para llegar hasta la bahía de Ha Long existen varias formas, las principales son por medio de agencias de viaje y tours a los que puedes acceder desde la ciudad de Hanoi, (o al menos eso hicimos nosotros).

Existen opciones para todos los gustos y para todos los bolsillos, que van desde una estadía de 1, 2 y 3 noches en un crucero en la bahía de Ha Long y Cat Ba hasta un tour por el día para conocer los principales lugares, que es el fiordo, las cuevas y el mirador.

Como nos habían recomendado pasar al menos una noche en Ha Long, decidimos tomar un tour que incluía: 2 días y 1 noche en un crucero con pieza privada en suite, todas las comidas, tour por las cuevas Hang Sung Sot, subida al mirador, clases de cocina Vietnamita y un paseo en kayak por la bahía, además de los transportes Hanoi/Ha Long Bay y viceversa.

El tour lo tomamos con la empresa que nos recomendó el hotel donde nos hospedábamos. Y debo decir que en nuestro caso no tuvimos ningún problema con ellos, fueron responsables, las comidas estaban bien, el servicio era bueno y la pieza del crucero si bien era un poco pequeña, era más que suficiente para una noche.

01.jpg

02.jpg

El tour comenzó muy temprano desde nuestro hotel en Hanoi, y nos pasaron a buscar a eso de las 6 de la mañana en un van que compartíamos con otros turistas.  Luego de 2 horas viajando pasamos a un mercado para conocer la artesanía local y para que los que quieran pasar al baño puedan ir.

En el mercado pasamos por un sector donde había un grupo de artesanos locales con capacidades especiales que realizaban una actividad preciosa y digna de destacar. Bordaban a mano cuadros de seda preciosos con técnicas de bordado tradicionales con sus propias manos, todos paisajes y motivos originales de la cultura vietnamita que plasmaban en souvenirs y cuadros preciosos.

Nos contaron que este trabajo les permitía aprender una habilidad antigua que era el bordado en seda y trabajar dignamente para ganar su propio dinero. Cada cuadro tenía un nivel de detalle que simplemente impresionaba a cualquiera.

03.jpg

04.jpg

05.jpg

06.jpg

Luego de 3 horas y media y una parada, llegamos a la Bahia de Ha Long. Allí el bus se estacionó en una especie de puerto donde tuvimos que esperar nuestro barco, lo que tomó no más de 15 minutos.

Subimos al barco y comenzamos el viaje de aproximadamente 1 hora para llegar a las cuevas, que fue nuestra primera actividad. Durante esa hora el Staff del crucero nos comentó cuales serían las actividades, nos dieron la bienvenida y nos mostraron cada una de las piezas.

El barco tenía al rededor de 10 piezas y una terraza en la cubierta donde podíamos tomar sol o simplemente disfrutar del paisaje, que era impresionante.

La primera actividad era visitar las cuevas de Hang Sung Sot, y como andaban otros barcos, había mucha gente, por lo que siempre había que mantenerse cerca del grupo para no perderse. Si mal no recuerdo el recorrido tomó al rededor de dos horas, aquí les dejo algunas fotos de lo que pudimos ver en el lugar.

07.jpg

08.jpg

09.jpg

010.jpg

011.jpg

012.jpg

026.jpg

La segunda actividad del día consistía en ir al mirador, donde podríamos tener una vista a los islotes, para eso volvimos al barco y nos movimos a otra isla no muy lejos de la anterior.

Llegamos a la isla y nos dieron como 2 horas para poder recorrer la isla o hacer lo que queramos, así que decidimos subir al mirador. Tuvimos que subir al rededor de 20 minutos por una subida de más de 420 escalones.

Te recomiendo que vayas preparado con una botella de agua para poder ir tomando en el camino, porque con el calor y la humedad se hace bastante cansador el ascenso. Aunque la subida es dura, vale totalmente la pena, y las vistas desde arriba son impresionantes.

Lo único malo, (como cualquier lugar muy turísticos), es que siempre está lleno, así que hay que esperar para conseguir un espacio y conseguir una foto. Existe otra subida que es bastante menos conocida, pero hasta ese momento no la conocíamos, por lo que hicimos la subida que va la mayoría.

La bajada eso si fue mucho más liviana y rápida, incluso nos dio tiempo para poder bañarnos en la playa, lo que fue bastante agradable con el calor que había.

013.jpg

014.jpg

015.jpg

016.jpg

Llego la hora de cenar así que fuimos de vuelta al barco y nos tenían preparada la cena que consistía en una comida tipo buffet donde compartíamos todos los alimentos con los compañeros de mesa. Allí conocimos a una pareja australiana y a una pareja de amigos de Korea, todos muy simpáticos con los que compartimos nuestras experiencias y una cena llena de ensaladas y cosas frescas, muy ad hoc al clima.

Después de cenar fuimos a la terraza y aprovechamos de ver el atardecer, tomar un par de cervezas e intentar pescar medusas con unas cañas que nos prestaron en el crucero. Si bien no pescamos nada, fue entretenido.

El lugar en si es precioso y el atardecer es probablemente uno de los más lindos que he visto. Solo vean las fotos de abajo y se podrán hacer una mejor idea de lo que hablo.

018.jpg

017.jpg

020.jpg

019.jpg

025.jpg

A la mañana siguiente nos teníamos que levantar muy temprano porque teníamos las últimas actividades y el servicio de desayuno.

Aprovechamos de ver el amanecer desde la ventana de nuestra pieza y fue hermoso despertar en ese lugar. Dormimos super bien y estábamos listos para comenzar el día.

Nos duchamos, tomamos desayuno y nos fuimos a andar en kayak. Nos llevaron en un pequeño bote hasta una especie de plataforma tipo “estacionamiento” donde debíamos subirnos a los kayak.

Recorrimos la bahía y pudimos ver de cerca las islas, las playas, pescadores locales y muchas medusas que nadaban bajo nuestro kayak.

021.jpg

022.jpg

027.jpg

023.jpg

024.jpg

028.jpg

Finalmente la última actividad que consistía en unas clases de cocina express donde aprendimos a hacer spring rolls de camarones al estilo vietnamita. La actividad fue dinámica, relajada y todos pudimos aprender como se hacía un típico rollito privamera.

Toda la experiencia fue muy linda y se las recomiendo a todos los que les guste la naturaleza. Para mi estos paseos son los mejores y sin duda lo repetiría.

Creo que nosotros tuvimos buena suerte con la agencia que tomamos para hacer el tour, porque he escuchado historias de estafas y cosas por el estilo. Como consejo, puedo decirles que siempre es recomendable preguntar por buenas agencias en el hotel donde se hospedan, a veces ellos tienen buenos datos de empresas serias que no estafan a los turistas, porque también está en juego su reputación.

En Vietnam siempre preguntamos en los hoteles por tours y en ninguno tuvimos ningún problema, quizás pagamos un poco más que el promedio, pero el servicio siempre fue bueno, la gente era paciente y daban el tour en inglés, lo que siempre se agradece especialmente cuando estas en Asia y no muchas personas hablan mucho inglés.

Espero que les haya gustado el post y como siempre, que tengan una linda semana y gracias por leer.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s